domingo, 19 de septiembre de 2010

In memoriam



A mediados de los setenta nos agolpabamos en plazas, campus, teatros, polideportivos y descampados para corear con Lluís Llach la infinita alegoría de la estaca,

Si jo l´estiro fort per aquí
i tu l´estires fort per allá,
segur que tomba, tomba, tomba
i ens podrem ...alliberar

para soñar con las lorquianas metáforas de Pablo Guerrero,

Hay que doler de la vida
hasta creer que tiene que llover,
tiene que llover ... a cántaros.

o para gritar con Labordeta.

Habrá un día en que todos,
al levantar la vista
veremos una tierra
que ponga ...libertad.

Gracias a ellos y a otros muchos cantautores, comenzamos a caminar por los surcos que nos condujeron hacia la libertad y hacia la democracia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada